Accede a los Entrenamientos Online

Tendinitis del Manguito Rotador

Tendinitis del Manguito Rotador
¡Haz clic para puntuar esta entrada!
(Votos: 1 Promedio: 5)

La tendinopatía es una lesión del tendón. Puede causar dolor, hinchazón y limitar el movimiento. Las lesiones de este tendón reciben varios nombres como: hombro de nadador, hombro de lanzador, síndrome de pinzamiento del hombro o hombro de tenista. Las lesiones de este tipo abarcan:

  • Tendinitis: Es la inflamación del tendón (no obstante tenemos que tener en cuenta que este término se usa con mucha frecuencia y en la mayoría de los casos no están relacionados con una inflamación considerable).
  • Tendinosis: Consiste en pequeños micro desgarros (pequeñas rupturas) en el tejido del tendón que no provocan una inflamación apreciable. 

Causas de la Tendinitis del Manguito Rotador

Frecuentemente ocurre en adultos jóvenes por un esfuerzo repetitivo o una sobrecarga del hombro. Esto causa que algunos de los músculos trabajen más que otros, de forma descompensada, debilitando la zona de los tendones. 

Este tipo de lesiones ocurren especialmente frecuente en el ámbito laboral y deportivo, debido a que existen gestos muy cotidianos en ambos casos.

En los adultos mayores, lo que sucede es que hay una degeneración del tendón debido al envejecimiento de los tendones con el paso de los años.

¿Necesitas ayuda para los ejercicios de la Tendinitis del Manguito Rotador?

Síntomas

El dolor del manguito rotador con gran frecuencia causa inflamación de forma local y dolor cuando hay presión en la parte frontal del hombro. En el momento en que una persona con manguito rotador levanta el brazo puede llegar a sentir dolor y rigidez de forma simultánea. También puede existir dolor cuando el brazo baja de una posición elevada.

Los primeros síntomas pueden ser diminutos. Los pacientes que padecen de este dolor, con gran frecuencia no buscan tratamiento en una etapa temprana. Estos síntomas pueden incluir:

  • Dolor leve presente en la actividad del paciente y en un estado de reposo.
  • Dolor que abarca desde la parte frontal del hombro a la parte lateral del brazo.
  • Dolor repentino con movimientos de levantar pesos y con movimientos de extensión.
  • Atletas que prácticas deporte por encima del nivel de la cabeza pueden padecer frecuentemente este tipo de dolores. Por ejemplo podemos tener a tenistas o jugadores de bádminton.

Conforme el problema avanza, los síntomas empeoran y aumentan. Los pacientes pueden presentar:

  • Dolor durante la noche
  • Pérdida de fuerza y de movilidad.
  • Problemas para hacer actividades en las que deben colocar el brazo por detrás de la espalda, como abotonarse o subirse un cierre.

En caso de que el dolor venga de forma súbita, el hombro puede quedar severamente sensible a cualquier tipo de presión. Todo movimiento que implique la zona afectada por la lesión del manguito rotador puede estar limitado y ser muy doloroso.

En caso de que alguien tenga cualquiera de los síntomas mencionados recomendamos acudir al médico lo antes posible. En caso de que alguien presente solo alguno de los síntomas no tiene por qué tratarse de una tendinitis del manguito rotador, pero para descartar la lesión  mejor acudir al médico.

Tratamientos del Tendinitis del Manguito Rotador

El tratamiento pretende reducir el dolor y reestablecer la función de la zona afectada por la lesión. Al planear el tratamiento, el médico y el fisioterapeuta deben considerar su edad, el nivel de actividad (especialmente en el caso del sedentarismo) y salud general del paciente. Podemos encontrar dos tipos de tratamiento, el no quirúrgico y el quirúrgico.

Tratamiento no quirúrgico

La mayor parte de las ocasiones, de forma inicial se recurre al tratamiento convencional ya que practicar una cirugía siempre puede traer mayores problemas. Aunque este tipo de tratamiento puede durar semanas y meses, muchos pacientes experimentan una mejora y recuperación gradual de la función del tendón.

El tratamiento no quirúrgico de la tendinitis del manguito rotador incluye:

  • Reposo: Nuestro médico puede sugerirnos reposo y modificar la actividad física que realizamos, por ejemplo, evitar actividades por encima del nivel de la cabeza.
  • Crioterapia/termoterapia.
  • Nos pueden recetar medicamentos antiinflamatorios no esteroideos: con el objetivo de reducir el dolor y bajar la inflamación. En algunos casos, muy pocos, pueden recetarnos un tratamiento homeopático.
  • Fisioterapeuta:
    • Terapia manual, osteopatía, cyriax, etc.
    • Ejercicios tonificantes de la musculatura.
    • Ejercicios de amplitud articular (con el objetivo de mantener la amplitud).
    • Ejercicios y gestos específicos de ciertas actividades laborales o deportes con el objetivo de recuperar el rendimiento muscular habitual.
    • Ondas de choque y acupuntura.
    • Punción seca y otras terapias del tipo invasivas.
    • Enseñanza de cómo modificar las actividades con el objetivo de prevenir futuras lesiones.
  • Inyección de corticoides: en caso de que el tratamiento habitual no esté dando resultados nos pueden recetar esto. No se debe utilizar esto como primera opción nunca.

Tratamiento quirúrgico

Si no conseguimos solucionar esta dolencia de ninguna de las formas anteriores, existe la posibilidad de hacer una cirugía, con el objetivo de crear más espacio en el manguito rotador. Las dos formas en las que se puede hacer la cirugía son abierta y a través de artroscopia. Ambas formas son válidas para poner remedio a esta lesión e igual de seguras.

Después de haber realizado la cirugía, se debe llevar a cabo la rehabilitación del hombro. El brazo debe quedar en cabestrillo durante un corto período de tiempo para tener una cicatrización más rápida. La segunda fase seria iniciar un programa de ejercicios concretos para las necesidades del paciente y la intervención realizada.

¿Necesitas ayuda para los ejercicios de la Tendinitis del Manguito Rotador?

Diagnóstico de la Tendinitis del Manguito Rotador

Se deben tener en cuenta los síntomas y antecedentes clínicos del paciente en cuestión. Se debe hacer un examen físico que valore los puntos dolorosos, los rangos de movimiento y de fuerza muscular. Un examen físico puede desvelar sensibilidad por encima del hombro y puede exponer dolor cuando el hombro se levanta por encima de la cabeza. De forma general hay debilidad del hombro cuando se pone en ciertas posiciones.

En caso de existir síntomas intensos, o para descartar otros problemas más graves, se pueden hacer pruebas de imagen tales como:

  • Radiografía: para mostrar un espolón óseo en caso de que exista.
  • Resonancia magnética: para poder visualizar hinchazón o un desgarro en el manguito.
  • Ecografía: puede ser de mucha utilidad para mostrar un desgarro del manguito de los rotadores.
  • Artrografía: puede ser útil para descartar lesiones mucho peores.
mrfitman alberto de nova blog de fitness

Mi nombre es Alberto de Nova (MrFitMan) y siempre he sentido una gran pasión por el fitness. 

Empecé a entrenar hace 18 años y actualmente compito en la categoría Men’s Physique.

¡Síguenos!

Tutorial Semanal

No se ha encontrado ningún schema.

¡Contáctanos!
 
Correo: info@mrfitman.com
WhatsApp: +34 650 03 99 45