Lesiones en Cervicales y Cuello

Share on facebook
Share on twitter
Share on reddit
Share on pinterest
Share on whatsapp
lesiones cervicales

Cualquier zona del cuello: los músculos, los huesos, las articulaciones, los tendones, los ligamentos o los nervios pueden causar problemas y dolor en el cuello. El dolor también puede venir del hombro, la mandíbula, la cabeza o los brazos.

Las distensiones musculares o la tensión en general pueden causar dolor en el cuello de forma habitual. El problema suele ser el exceso de uso, como ocurre cuando nos sentamos demasiado tiempo frente al ordenador. En algunas ocasiones, los músculos del cuello pueden torcerse por dormir en una posición inadecuada o por excederse a la hora de hacer ejercicio o deporte. Las caídas o los accidentes, especialmente los automovilísticos, son otra de las causas más comunes del dolor en el cuello. El latigazo cervical, es una lesión de los tejidos blandos del cuello, también denominada distensión o torcedura de cuello.

Gran parte de las personas eventualmente tendrán problemas, en mayor o menos medida, en el cuello. De forma general, los movimientos de nuestro cuerpo no causan problemas. No obstante, no es ninguna sorpresa que los síntomas aparezcan como consecuencia del desgaste del día a día, como hemos mencionado antes por el uso excesivo o también por una lesión.

Las causas más comunes de los problemas y las lesiones en el cuello son los deportes o actividades recreativas, las tareas relacionadas con el trabajo o los proyectos que hacemos en el hogar. 

Existe la posibilidad de que el dolor en el cuello se presente como una especie de “nudo”, de rigidez o directamente como un dolor intenso. El dolor puede llegar a extenderse a los hombros, a la parte superior de la espalda o a los brazos. También puede causar dolor de cabeza. El movimiento del cuello puede ser limitado, por lo general más hacia una dirección que en otra.

Cuando hablamos del dolor en el cuello estamos haciendo referencia a cualquier parte de la zona que se sitúa entre la base del cráneo y los hombros. El cuello abarca:

  • Los huesos y las articulaciones de la columna cervical (más en concreto las vértebras del cuello).
  • Los discos que separan las vértebras cervicales y amortiguan el impacto cuando una persona se mueve.
  • Los músculos y los ligamentos que tenemos en el cuello que ofrecen sostén a la columna cervical.

El dolor en el cuello puede estar provocado por una lesión en una o varios zonas de las mencionadas anteriormente, o podría tener una causa totalmente distinta. En el caso de las lesiones que sean menores, el tratamiento que podemos darnos en el hogar será más que suficiente, no obstante no debemos subestimar este tipo de lesiones.

¿Qué puede causar lesiones en cervicales y cuello?

De forma frecuente, el dolor en el cuello está provocado por una distensión o un espasmo de los músculos del cuello o por una inflamación de las articulaciones del cuello. Aquí vamos a ver algunos ejemplos de las actividades más comunes que pueden provocar este tipo de lesión menor:

  • Tener la cabeza en una postura encorvada hacia adelante o en una posición rara a la hora de trabajar, mirar la televisión o leer.
  • Dormir con una almohada que sea demasiado alta, demasiada plana o en la que la cabeza no se pueda apoyar bien. Dormir boca abajo con el cuello torcido o doblado también puede provocar dolor en el cuello.
  • El estrés. La tensión que acumulamos por los estudios, el trabajo o la vida en general puede hacer que los músculos que se extienden desde la parte posterior de la cabeza hasta la parte posterior del hombro (el trapecio) se sienta rígido y dolorido.
  • El trabajo o el ejercicio que use la parte superior del cuerpo y los brazos (trabajos pesados como por ejemplo trabajar en la obra o ejercicios como levantar pesas).

Lesiones repentinas (agudas)

Las lesiones menores en el cuello pueden ser el resultado de un tropiezo, una caída corta o una torsión espinal excesiva. Las lesiones graves en el cuello pueden ser causadas por latigazos cervicales, en un accidente automovilístico, caídas desde alturas, golpes directos en la parte posterior o superior de la cabeza, lesiones relacionadas con el deporte, lesiones penetrantes (como puñaladas) o el uso de presión externa del cuello, como la estrangulación.

El dolor causado por una lesión puede ser repentino y severo. También pueden aparecer hematomas e hinchazón poco después de la lesión. Las lesiones agudas incluyen:

  • Lesiones en los ligamentos o músculos del cuello, como esguinces o distensiones. Cuando el dolor de cuello es provocado por una distensión muscular, el dolor y la rigidez pueden extenderse a la parte superior de los brazos, los hombros o la parte superior de la espalda. El dolor punzante que se extiende desde el brazo hasta las manos y los dedos puede ser un síntoma de compresión nerviosa (compresión de las raíces nerviosas). Si el dolor punzante ocurre en ambos brazos o manos, en lugar de solo un brazo o una mano, el dolor punzante será más severo.
  • Fractura o luxación de la columna. Esto puede provocar una lesión de la médula espinal, que puede provocar una parálisis permanente. Es importante utilizar las medidas correctas de primeros auxilios para inmovilizar y trasladar adecuadamente a la persona lesionada para reducir el riesgo de parálisis permanente.
  • Un disco roto. Si el desgarro es lo suficientemente grande, el material gelatinoso en el disco intervertebral puede moverse hacia afuera (sobresalir) y comprimir el nervio o la médula espinal (hernia de disco intervertebral central). Es posible que tenga dolores de cabeza, mareos o malestar estomacal, o dolor en los hombros o los brazos.

Las lesiones del cuello que dañan la médula espinal requieren atención urgente. Los síntomas de la lesión de la médula espinal incluyen pérdida de movimiento y sensibilidad, entumecimiento, hormigueo, problemas con el control de los músculos de los brazos y piernas y pérdida del control de los intestinos y la vejiga.

Tratamiento de las Lesiones en Cervicales

¿Necesitas ayuda en los ejercicios para las Lesiones Cervicales?

Los tratamientos para las lesiones y problemas del cuello incluyen primeros auxilios, fisioterapia, terapia de manipulación (como quiropráctica y osteopatía), medicamentos y, en algunos casos, cirugía. El tratamiento depende de: 

  • Ubicación, tipo y gravedad de la lesión. 
  • Tu edad, salud, actividades (trabajo, deporte, ocio, etc.).
mrfitman alberto de nova blog de fitness

Mi nombre es Alberto de Nova (MrFitMan) y siempre he sentido una gran pasión por el fitness. 

Empecé a entrenar hace 18 años y actualmente compito en la categoría Men’s Physique.

¡Síguenos!

Tutorial Semanal

músculo esplenio
Músculos

El Músculo Esplenio

Hoy hablaremos del ✅ Músculo Esplenio ✅ y sus entrenamientos para poder fortalecerlo y evitar lesiones

Leer Más »
cursos de salud
Blog

Cursos de Salud de la mano de Deusto

Si eres una persona interesada en que se tenga en una sociedad personas formadas en salud, y tú quieres ser una de estas personas es posible que te puedan interesar estos cursos

Leer Más »

¡Contáctanos!
 
Correo: info@mrfitman.com
WhatsApp: +34 650 03 99 45

Accede a los Entrenamientos Online